Race

Senna como nunca lo
habías visto antes

¿Crees que lo sabes todo sobre Ayrton Senna? Bien, aquí tienes algunos coches que pilotó y de los que probablemente no habrás oído hablar

Home Race Senna como nunca lo
habías visto antes
Senna como nunca lo
habías visto antes

Del asfalto a la tierra
Si piensa en el Gran Premio de Brasil habrá un apellido que vendrá inmediatamente a su mente: Senna. Siempre asociaremos a Ayrton con la Fórmula 1 en su era dorada, pero, ¿y con los rallyes? Con el Campeonato del Mundo de Rallyes a punto de llegar a su conclusión en el fin de semana siguiente a la cita de Interlagos, parecía un buen momento para ofrecer al tricampeón brasileño una experiencia única. Sí, aunque poca gente lo sabe, Senna fue también piloto de rallyes… por un día.

En 1986, todavía bajo contrato del equipo Lotus, Senna probó algunos coches de rally en Gales para la ahora desaparecida revista Car and Car Conversions. El brasileño tuvo la ocasión de probar absolutamente de todo, desde un Vauxhall Nova de dos ruedas motrices (un modelo similar al que ayudó a Colin McRae a hacerse un nombre en el deporte) al increíble Austin Rover Metro 6R4 de Grupo B. La lista también incluía un Ford Sierra Cosworth RS y una preparación especial basada en un Ford Escort de 3,4 litros y tracción a las cuatro ruedas. ¿El motivo? En palabras de Senna: “No sé nada de los rallyes. He visto fotografías en las revistas, y a veces he seguido los resúmenes en la televisión. Y he evitado, deliberadamente, preguntar a algún colega piloto sobre la conducción de este tipo de vehículos. Lo quiero descubrir por mí mismo.”

Show more images

Dominando el derrapaje
En su primera prueba al volante del Sierra, Senna casi sufre un accidente en la primera curva. Desde luego, no era lo que esperaba: “Es sorprendente. He atacado el viraje como en un coche normal, pero ha sido una estupidez. Me ha servido para entender el por qué del contravolante y jugar un poco con la tracción –para mantener el coche adherido al suelo. Si intentas trazar la curva de modo convencional, no lo consigues. Te vas recto.” Senna no exageraba: sabía tan poco sobre la conducción de coches de rally que ni siquiera acudió a la prueba con guantes, creyendo que la experiencia sería similar a un coche de calle. Al final del día acabó con ampollas en las palmas de sus manos, y no podía creer cómo los coches podían recibir semejante castigo en tramos de tierra. Pero salió encantado con la experiencia y, al igual que Kimi Räikkönen 25 años después (uno de los últimos corredores del Gran Circo que han probado suerte en los rallyes), no encontró posibilidad de comparación alguna con la Fórmula 1.

“Es difícil porque aquí hay muchas más emociones, creo”, comentaba Senna. “Es mucho más divertido que pilotar un coche de Fórmula 1. Porque aquí no tienes una alta, altísima velocidad, pero la aceleración es tremenda. La emoción instantánea es mayor que en un monoplaza. Allí sólo vas repitiéndote ¡va-va-va-va-va!. Y luego te bajas. En un coche de rallyes vas de un extremo a otro constantemente. Es un enfoque diferente.”

Convencido para la causa
Senna rechazó categóricamente un cambio de especialidad –irónicamente, consideraba los rallyes demasiado peligrosos–, pero la experiencia dejó poso en sus recuerdos, y se tornó un profundo convertido: “Al margen de las carreras, entrenamientos o cualquier cosa, el de hoy ha sido, probablemente, el mejor día que he vivido en Inglaterra. Fuera de los Grandes Premios, claro. Ha sido divertidísimo.”

Por desgracia, Senna no volvería a ponerse a los mandos de un coche de rallyes, pero si escuchamos a los privilegiados que asistieron a aquella jornada de test, no hay dudas de que Senna lo tenía todo para intentar dar el salto a lo más alto del WRC. Igual que para cualquier otra especialidad.

Lee mas
Historias relacionadas
Información de producto
Lo mejor de la tecnología Pirelli
Descubra el nuevo P ZERO
Buscar
Escoja el producto perfecto
Encuentre el mejor neum´tico para su coche
Race