Road

El reto
del diseño ‘all season’

Existen muy pocos objetos que ofrezcan un mismo rendimiento a lo largo de todo un año, sin importar la lluvia de otoño o primavera, la nieve y el frío en invierno o la canícula estival. Pero en determinadas áreas los diseñadores han resuelto el reto de crear productos capaces de adaptarse a cualquier estación

Home Road El reto
del diseño ‘all season’
El reto
del diseño ‘all season’

Nuestra vida cambia de estación en estación. En los Alpes, el invierno llega de la mano de una espesa capa de nieve. En Japón, la primavera nos avisa a través de las flores rosas de los cerezos. En Estados Unidos, Nueva Inglaterra escenifica la explosión de los colores del otoño con unos árboles cuyas hojas se tornan rojas, naranjas o amarillas antes de caer al suelo.

En regiones más templadas, como Europa o algunas zonas de Estados Unidos, cada cambio estacional también tiene sus propios protocolos. El cambio de armario, por ejemplo, en la primavera y el verano, nos lleva a almacenar bufandas y abrigos para recuperar chaquetas de entretiempo, primero, y shorts y trajes de baño poco después. Sin embargo, a veces estas transiciones van más allá, y llegan incluso a alterar lo que comemos.

Toda esta suma de alteraciones comporta no pocas molestias. Cambiarlo todo, ya sea el trastero del jardín o el armario completo, requiere notables esfuerzos cada otoño y primavera –amén de un considerable espacio de almacenamiento. Y suele ir asociado a la generación de bastantes residuos…

Soluciones para cada estación

En consecuencia, cada vez más diseñadores abrazan la causa de crear productos capaces de hacer frente a verano e invierno. El uso de nuevos materiales y algunos descubrimientos científicos les están ayudando a conseguirlo.

Las pistas de tenis, por ejemplo, hace tiempo que se diseñan pensando en poder aclimatarse a la meteorología propia de cada estación. La clave son superficies porosas que aceleran la evacuación del agua, de modo que se pueda jugar todo el año. Los fabricantes de edredones también han dado con una ingeniosa solución que permite vender un producto todo tiempo en forma de edredón de dos capas, cada una de las cuales con un diferente grado termal, que pueden usarse juntas o separadas para proporcionar el grado de calidez deseado.

También existen colchones de doble cara, una para el invierno y otra para el verano. Esta última incorpora un sistema de muelles con relleno tradicional para evitar el exceso de temperatura, mientras el lado opuesto se fabrica en espuma con memoria para adaptarse al contorno del cuerpo y retener el calor.

Los diseñadores de tiendas de campaña han realizado ímprobos esfuerzos para crear tiendas de “cuatro estaciones”. Las todo tiempo han de ser lo suficientemente robustas como para resistir una tormenta en invierno, pero al mismo tiempo suficientemente ligeras para poder transportarse con comodidad en verano. “Hace seis o siete años, casi nadie pensaba en aplicar la tecnología de nuestras tiendas de tres estaciones para hacer una cuatro estaciones más liviana”, afirmaba Terry Breaux, diseñador de la compañía especializada MSR, a outsideonline.com. Hoy en día, las tiendas cuatro estaciones son la solución ideal para los amantes de la acampada.

Prestaciones todo el año

El transporte es otra área especialmente sensible al clima. Quienes se desplazan a diario para trabajar conocen de sobras las afectaciones de los trenes en caso de meteorología adversa. Y los que se mueven sobre asfalto también, ya que este simple elemento puede pasar de agrietarse en condiciones de frío gélido a deshacerse cuando el mercurio asciende por encima de la norma.

En muchos países, algunos conductores se ven obligados por ley a cambiar de neumáticos dos veces al año. En primavera y verano montan cubiertas de verano, fabricadas, entre otros elementos, en compuestos de goma que rinden mejor a temperaturas superiores a 7ºC. En otoño e invierno, en cambio, cuando los registros caen por debajo de 7ºC, resultan idóneas las de tipo invernal, dotadas de finas laminillas para traccionar sobre nieve y otros elementos que dispersan el agua y previenen el temido aquaplaning.

Para todos ellos ha nacido una alternativa: los neumáticos todo tiempo. Si el tiempo es frío o nieva con frecuencia, como ocurre en muchos resorts de esquí en plena montaña, sin duda los neumáticos invernales serán la mejor elección, pero si dejamos al margen los climas extremos, las cubiertas all season (o todo tiempo) pueden constituir una buena alternativa. Se trata de una opción segura que ahorra tiempo y no pocas molestias a los conductores, y su club de adeptos no deja de crecer con el paso de los años.

Te dejamos esta reflexión mientras vas rescatando el jersey de lana y buscas un hueco en el trastero para las sillas y la mesa de camping. Echa un vistazo a tu coche y recuerda que ya existen los neumáticos que te ahorran la incómoda transición de estaciones…

Lee mas
Historias relacionadas
Información de producto
Lo mejor de la tecnología Pirelli
Descubra el nuevo P ZERO
Buscar
Escoja el producto perfecto
Encuentre el mejor neum´tico para su coche
Road